Alejandra Mitnik y el péndulo hebreo

  • 0 Comentarios
  • 196

La primera vez que vi a Alejandra Mitnik fue hace un año atrás. ¡Cómo pasa el tiempo! Habíamos quedado que la entrevista sería donde se alojaba. Recuerdo que me costó encontrar la casa, quizás por la emoción, quizás porque ya se hacía de noche y debía ir corriendo a realizar mi programa de radio.

Era casi la hora pactada y seguía buscando la dirección, la llamé a su celular para confirmar el encuentro… pero no atendía. Temía no llegar a conocerla y que se haga tarde. Pero al poco tiempo una mujer rubia, cálida y con una mirada muy especial bajó de un taxi: “Hola, ¿Alejandra? Soy Facundo”, le dije y nos sonreímos.

Si no me equivoco, llovía. Como venía de España pensaba que estaría perdida y no recordaría mucho las calles, aunque luego me contó que su familia vivía acá. Uno imagina mucho de antemano. Subimos las escaleras, salimos a un patio y en una hermosa biblioteca que estaba al fondo, sobre la terraza, conversamos sobre “Sanadores, un camino alternativo”, publicado por Ediciones Obelisco. Al finalizar la charla me adelantó que estaba escribiendo otro libro, que pronto regresaría a la Argentina y que le gustaría que la vuelva a entrevistar. “¡Claro que sí!”, le respondí.

Sobre el “Manual del Péndulo Hebreo”

¡Así fue! Recibí un mensaje con su llegada pero, esta vez, Alejandra visitó el estudio de radio en el que hago “Noches Vernäculas”. Nuevamente, con una hermosa sonrisa y brillo en sus ojos compartió “Manual del Péndulo Hebreo” de la misma editorial. Como aquella tarde en la cual nos conocimos, en esta ocasión también llovía. ¿Sería un presagio? Muchos dicen que el agua purifica y renueva, tal vez traería algún mensaje para mí entre las casi 180 páginas escritas.

Su nuevo libro tiene varios capítulos de muy fácil lectura e interpretación para que lleves a la acción. De hecho, ni bien la editorial me lo hizo llegar, subí al colectivo y comencé a leerlo. ¡Me encantó! Algunos de los saberes que solidariamente comparte tratan acerca de los tipos de energía que testa el Péndulo Hebreo, las palabras hebreas, los chakras y cómo equilibrarlos.

Asimismo, al salir al aire nuestros oyentes preguntaron sobre la limpieza de los ambientes, cómo aplicar esta técnica de equilibrio energético a distancia y en los animales. Fue un encuentro maravilloso de más de veinte minutos, donde aprendimos muchísimo. “Ha llegado el momento de transmitir esta técnica. Para mí es un honor”, expresó Alejandra. Seguramente quieras saber más sobre el “Manual del Péndulo Hebreo”, por eso no te quedes con las ganas de conocer esta herramienta de sanación este miércoles 30 de agosto a las 18:30 horas en Dain Usina Cultural (Nicaragua 4899, Palermo).

Audio completo de la nota

puntocero 2016

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.

Comentarios Facebook

Comentarios.cero