La selección de básquet dirigida por Julio Lamas perdió los dos partidos que disputó en el cuadrangular de Belgrado (Serbia). Aunque fueron partidos amistosos y preparatorios al mundial que se jugará en España, el equipo nacional tendrá que mejorar en varios aspectos, por lo que pudimos apreciar en estos dos partidos: la defensa y la efectividad en triples y libres que se vio, sobre todo, ante el partido contra Serbia. Fueron encuentros de bajo rendimiento, que se sufrieron y en los que muchos de los jugadores no estuvieron en su mejor versión. En el Mundial se van a extrañar figuras como Emanuel Ginóbilli, Carlos Delfino y Fabricio Oberto.

El partido por el tercer puesto que se disputó este domingo 17 de agosto contra Puerto Rico, rival contra el que debutará la selección en la cita ibérica, perdió 97-87, es decir, por una diferencia de 10 puntos. El primer cuarto finalizó con Puerto Rico 19 y Argentina 24, el segundo 30 y 15, el tercero Puerto Rico 20 y Argentina 18 y el último cuarto repartió 28 y 30.

El sábado 16 de agosto se enfrentó a Serbia, con el cual perdió 85-67, una diferencia bastante abultada. Los locales superaron a la selección argentina en los tres primeros cuartos (26-14, 20-18, 24-19) y los jugadores que más puntos anotaron fueron Luis Scola (con 15 puntos), Andrés Nocioni (13) y Walter Herrmann con 10.

A la selección le queda un último partido preparatorio previo al mundial, ante España y en Madrid el próximo lunes 25 de agosto.

Argentina se quedó con el Tres Naciones

El seleccionado derrotó en la final que se disputó en Tecnópolis a México por 96 a 71. Los jugadores con mayor puntaje del equipo local fueron Nicolás Laprovittola con 14 puntos, Walter Herrmann y Luis Scola con 13 cada uno, y Leonardo Gutiérrez y Andrés Nocioni con 10.

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.