A casi cincuenta años de su disolución, The Beatles aún son un hecho artístico cuya pasión constantemente se regenera. La banda más importante de la historia de la música representa un hito difícil de igualar con revisionismo y estudios permanentes.

A pesar de la innumerable cantidad de trabajos que se han efectuado, uno de los últimos, el documental “The Beatles: Eight Days a Week” resulta fundamental para entender el impacto que causaron los cuatro de Liverpool en el mundo. Esta producción, a través de entrevistas y material de archivo, se centra en mostrar los años en que The Beatles se presentaban en vivo y lo que las giras internacionales tuvieron en la música y en la cultura pop.

La característica expresada sobre el por qué resulta fundamental su visionado, radica en la cantidad de material de archivo que posee el film: la mayoría nunca visto y de enorme calidad y valor histórico. Además, se suman las entrevistas a los protagonistas, que analizan sus vivencias, y las anécdotas de diferentes artistas ajenos a la banda pero que se vieron influenciados por ellos en su adolescencia.

Nuevas visiones

Toda la producción transita con un ritmo preciso y al detalle, esclarece algunas dudas y aporta nuevas visiones de lo ocurrido durante los años de giras y recitales en vivo. Se exhibe no solo como un éxito musical sino como movimiento cultural, que a través de The Beatles se empezó a generar un despertar juvenil inédito hasta esa época.

También se observa cómo la banda se agota de lo caótico que representaban las giras hasta dar su último show en Estados Unidos en agosto de 1966, para dedicarse a trabajar solamente en los estudios de grabación, hecho que para ellos representaba su máxima satisfacción.

En definitiva, el documental “The Beatles: Eight Days a Week” es un destacado trabajo fílmico vital para cualquier fanático de la banda y muy interesante para quien desea conocer aún más sobre John, Paul, George y Ringo. Una gran opción para ver.

Artículo elaborado especialmente para puntocero por Brian Macchi.

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.