Cambio de maestros

  • 0 Comentarios
  • 59

Con el argumento de cumplir lo que determina el estatuto docente en sus artículos 109 y 110, el Gobierno de la Provincia de Buenos Aires resolvió apartar de sus cargos a quienes estén trabajando como docentes sin tener terminados los estudios correspondientes.

La Dirección General de Cultura y Educación provincial especificó que esos artículos establecen que el personal docente que trabaje en condición de provisional o suplente “cesará” si al finalizar el curso no cuenta con título habilitante, a la vez que desde el gobierno de María Eugenia Vidal sostuvieron que, de esta manera, se defiende el derecho “a recibir una educación de calidad” por parte de los alumnos.

“Los docentes aplauden la medida”

Asimismo, Sergio Siciliano, subsecretario del Ministerio de Educación bonaerense, precisó que la medida “es solo para aquellos que estén dando clases sin ningún título, más allá de haber completado la secundaria. Los docentes aplauden la medida. Ahora hay muchos titulados que no tienen lugar en el sistema porque hay otras personas sin título ocupándolo. No es justo que esto suceda, ni para los docentes ni para los chicos. El cargo está y lo vamos a pagar, solo que el docente ahora tendrá el título o estará capacitándose”.

Además, el funcionario señaló que “esta no es una resolución unilateral, estamos aplicando dos artículos del Estatuto del Docente que no se ponían en práctica desde 2004. Esta normativa habla de implementar concursos públicos cuando finalice el ciclo escolar que debería terminar el 30 de diciembre”. Esta fecha ya fue modificada debido a las protestas gremiales y está previsto que la medida entre en vigencia desde el 28 de febrero de 2018. Esto posibilitará que los alumnos puedan rendir finales con aquellos que les enseñaron durante todo el año.

Postergaciones

Hasta que llegue ese día se realizará una evaluación y seguimiento para los estudiantes que ejercen de docentes, con “un plan de metas que favorezca la finalización de estudios superiores”. Desde el ministerio se negó que se deje cesante a docentes sin título habilitante y se remarcó que las modificaciones en la toma de cargos “estaban previstos desde la paritaria 2017”, pero que a pedido de los sindicatos se postergó.

En relación a los cambios antes citados, actualmente en la provincia de Buenos Aires hay unos 4 millones de alumnos y casi 300.000 docentes, en todos sus niveles. A la carrera docente pueden ingresar tanto quienes están recibidos como los estudiantes de profesorados. Se confeccionan listados por orden de mérito, en los que quedan mejor ubicados los que tienen título y luego los estudiantes, ponderados de acuerdo a los años de estudio y porcentaje de materias cursadas.

Miles de docentes afectados

Así, desde el gobierno no se señaló la cantidad de personas afectadas por esta medida, mientras que desde el sindicato de Suteba, a cargo de Roberto Baradel, se indicó que unos 7 mil docentes quedarán cesanteados, algo más del 2% del total.

Silvia Almazán, secretaria general adjunta de Suteba, manifestó que “hay trabajadores docentes que hace años que están en esta condición y es el mismo sistema educativo el que los está calificando año tras año. El sistema los reconoce. Nadie ingresa por ingresar”, expresó Almazán, y sostuvo que la medida no fue consultada con ellos ni comunicada oficialmente, y que “esconde un ajuste” en el sistema educativo de la provincia.

Por su parte, el Frente de Unidad Docente (FUD) consideró que la medida “pone en riesgo a miles de alumnos de toda la provincia” y expone a los alumnos a perder “horas de clases en varias asignaturas y materias específicas”.

puntocero 2016

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.

Comentarios Facebook

Comentarios.cero