Brasil quedó eliminado en Kazán de la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Rusia 2018 tras perder 1-2 contra Bélgica, que avanzó a semifinales.

Gigante sorprendido

El inicio del encuentro evidenció a Brasil ordenado y con presencia para tener la pelota y a Bélgica que cedió ante la posesión con titubeos defensivos. Así fue como los primeros casi consiguen abrir el marcador cuando a los 7′ se lo perdieron entre los dos marcadores centrales, luego de un tiro de esquina. La pelota pegó en el palo y quedó muerta para que contenga Thibaut Courtois. Los Diablos Rojos enseguida respondieron con un contragolpe encabezado por Romelo Lukaku, que Nacer Chadli terminó por enviar fuera por poco. Su rival fue quien en ese momento reaccionó y pudo marcar, pero otra vez no resolvió en los metros finales. La resolución llegó instantes después, cuando desde un tiro de esquina Fernandinho intentó despejar en el primer palo y terminó por mandar la pelota al fondo del arco para decretar el primer instante en desventaja de Brasil en esta Copa Mundial.

Pero el partido no dio respiro y los de Tite se desplegaron rápidamente en ataque, ante una defensa que no terminó de ofrecer máxima impermeabilidad. El encuentro no llegó a su primer cuarto de hora y la intensidad del juego era muy alta. Y no fue solo Bélgica quien mostró vulnerabilidades defensivas, sino que su rival también exhibió ciertas falencias en retroceso. Eden Hazard y Kevin De Bruyne tuvieron un gran despliegue y se encargaron de trasladar la pelota rápidamente para atacar de contra. Y por esta vía fue que encontró el segundo gol transcurrida la media hora: Lukaku arrastró a sus marcadores desde la mitad de la cancha a base de potencia, asistió a De Bruyne y el jugador del Manchester City sacó un remate seco desde la medialuna que se clavó al lado del palo derecho del arquero Alisson. El pentacampeón nunca imaginó verse en desventaja por dos goles y tan pronto, sin quedarle más alternativa que conseguir el descuento lo antes posible. Casi lo logra a los 37′ luego de que el arquero Courtois le saque un remate a Philippe Coutinho de manera formidable. Pero no hubo tiempo para nada más y se fue un primer tiempo por demás atractivo para el espectador.

Gigante abatido

Como era de esperarse, Brasil salió al segundo tiempo decidido a arrinconar a su rival para conseguir inmediatamente el descuento y pudo haberlo hecho a los 50′ luego de que Marcelo desbordó por izquierda y sacó un centro bajo que por poco Paulinho no pudo conectar. Y el mismo Paulinho tuvo otra oportunidad cuatro minutos después, aunque sin ángulo ante la rápida salida del arquero belga, que neutralizó la acción. Bélgica nuevamente cedió la posesión ante la supremacía brasileña y volvió a apostar a la contra rápida. Y su apuesta casi le da resultado a los 61′: Hazard apareció por izquierda y remató cruzado para desviar un remate cercano. A modo de respuesta, el ingresado Douglas Costa llegó al fondo por derecha y nuevamente el arquero Courtois, de excelente actuación, le interceptó de gran manera el centro. Pero el scratch comenzó a cometer imprecisiones en la elaboración y los de Roberto Martínez crecieron en la mitad de la cancha, con un gran Axel Witsel en la recuperación. Se destacó también la defensa belga, que supo contener a Neymar, siempre con marca escalonada y forzando al jugador del Paris Saint-Germain a encerrarse.

Sin embargo, los de amarillo reaccionaron y a los 75′ Coutinho centró a la cabeza del ingresado Renato Augusto, quien cabeceó para vencer la resistencia de Courtois y descontar. Dicho gol se convirtió en una inyección anímica para los sudamericanos, que atosigaron a su rival. A los 80′ se lo perdió increíblemente el reciente goleador Renato Augusto, con un remate libre de marca y desde la medialuna, que se fue a escasos centímetros del arco belga. Tres minutos después, fue Coutinho quien definió afuera una clara situación de gol. Ya en el descuento, Neymar (de una pobre actuación) ensayó un muy buen disparo de media distancia que el arquero Courtois descolgó del ángulo. La intensidad nunca se ausentó del partido y fue Brasil quien dominó la pelota y pudo conseguir el empate, pero su rival mostró personalidad para sostener el resultado y jerarquía en los pies de su figura estelar, Eden Hazard, quien luego de tener una descomunal actuación clasificó a su equipo a la semifinal de la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Rusia 2018. En dicho duelo se enfrentará a Francia el próximo martes 10 de julio a las 15 horas.

Formaciones e incidencias

Brasil: Alisson Becker; Fagner Lemos, Thiago Silva, João Miranda, Marcelo; Paulinho, Fernandinho, Philippe Coutinho; Willian, Gabriel Jesus, Neymar. Director técnico: Tite.

Bélgica: Thibaut Courtois; Toby Alderweireld, Vincent Kompany, Jan Vertonghen; Thomas Meunier, Axel Witsel, Marouane Fellaini, Nacer Chadli; Kevin De Bruyne, Romelu Lukaku, Eden Hazard. Entrenador: Roberto Martinez.

Goles: 13′ Fernandinho en contra (Bélgica), 30′ Kevin De Bruyne (Bélgica), 75′ Renato Augusto (Brasil). Amonestaciones: 47′ Toby Alderweireld (Bélgica), 70′ Thomas Meunier (Bélgica), 84′ Fernandinho (Brasil), 89′ Fagner Lemos (Brasil). Árbitro: Milorad Mazic (Serbia).

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.