Mauricio Mayer es un músico argentino con solo dos discos propios pero con mucho andar en el entrenamiento vocal de varios intérpretes de la escena popular local. Te invito a conocer más sobre el artista, antes de la presentación de su segundo trabajo discográfico llamado “Kalma Karma”, que combina distintos tintes y géneros para crear su “pop criollo” (no es casualidad que su primer material se llame así).

Mauricio se inició en el mundo de la música con el piano, a los 5 años. “Mis viejos siempre me apoyaron buscando la manera, dentro de sus posibilidades, para que me formara como músico. Gracias a eso dimos con Juan Carlos Figueiras, que fue un gran maestro no solo en el piano, sino también en composición y medios digitales”, cuenta y nos invita a adentrarnos en su formación. Luego prosigue y detalla: “Nunca me vi a futuro en algo que no estuviese relacionado con el arte y la expresión. Nunca pensé en la forma, simplemente hice siempre lo que deseaba y eso me fue llevando”.

Y, de esta forma, nos lleva a la pregunta sobre cuál es la canción que más y mejor lo representa, a lo que responde que se trata de “Animal”, de su más reciente disco. ¿Por qué? “Porque mezcla muchos ingredientes de la canción pop y del folklore”. Además, agrega que disfruta mucho al cantarla y siente “que cada vez le encuentro más y más sentidos”.

Para que sepas, Mauricio cuenta con su propio estudio de grabación, localizado en su casa. Evidentemente, esto tiene ventajas y contrariedades y qué mejor que él mismo para que las comparta. “Lo mejor de eso es el tiempo y la intimidad, lo complejo es entrar en la multitarea de ser cantante y técnico simultáneamente sin perderse el viaje de cantar y conectar profundamente con el material. Se necesita paciencia y focalizar en el próximo paso… y muchos mates”, revela el músico.

Además, compartió escenario con el mítico David Byrne. Al respecto, le pregunté sobre las sensaciones que deja lograr algo que muy pocos siquiera pueden soñar y, obviamente, qué piensa cuando se da cuenta de las metas conseguidas. Sobre esta primera interrogante, Mauricio siente que “se dio tan naturalmente que lo disfruté muchísimo y agradecí toda esa experiencia en su conjunto, porque no fue solo conocerlo y cantar, sino compartirlo con La Portuaria y un team voice impresionante… que, si me ponía a pensar en la magnitud, entraba en pánico”, a lo que completa con manifestar que en dicha ocasión, “conecté con la música, que es lo que mejor se hacer”.

Vale aclarar que Mauricio Mayer es entrenador vocal de Diego Frenkel, vocalista de La Portuaria, y que ya está trabajando en su próximo proyecto, el cual “ya está lista la mitad”. Sobre esta producción, detalla que “en cada disco me gusta investigar en sonidos y colores diferentes. Para este estoy explorando los mundos digitales y ver cómo se llevan con lo acústico… y algunos instrumentos con los que siempre quise grabar, como las secciones de cuerdas, el harpa paraguaya y algunas otras magias que me irán sorprendiendo en el abismal periplo de grabar un disco absolutamente independiente del mercado y sus demandas”.

Y así, con esas palabras, te invito a escucharlo y disfrutar de “Kalma Karma” o “Pop criollo” (podés bajártelo acá) mientras esperamos el 17 de octubre, fecha en la que se presenta en el Centro Cultural Matienzo (Pringles 1249) a las 21 horas.

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.