Croacia le ganó a Inglaterra por 2 a 1 con un gol de Mario Mandzukic en el segundo tiempo suplementario y se clasificó a la final de la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Rusia 2018. El encuentro tuvo lugar en el Luzhnikí Stadium.

Primero marcar, después dominar

El primer sobresalto del partido no fue, ni más ni menos, que la apertura del marcador. A los 4′ Luka Modric cometió una infracción en la zona cercana a la medialuna que Kieran Trippier transformó en un gran gol por detrás de la barrera, mediante una pegada excelsa de derecha. Inglaterra no solo capitalizó la primera ocasión de peligro sino que, además, se impuso con amplia superioridad en todas las líneas y relegó a su rival a su propio campo. Le quitó toda posibilidad de tener la pelota para elaborar juego y a los 13′ por poco no acertó al arco Harry Macguire de cabeza, tras un envío desde un tiro de esquina. Los de blanco demostraron estar enteramente concentrados en el juego y con esto apabullaron a Croacia, que poco pudo hacer más que aguantar los embates y disolverse en tres cuartos de cancha. A los 29′ el árbitro invalidó erróneamente una doble acción de Harry Kane, que luego de una tapada de Danijel Subasic y un posterior remate en el palo, no terminó en gol. Cuando la reacción croata pareció tener lugar, Raheem Sterling se lo perdió de media distancia. Lo poco que pudieron hacer los vestidos de oscuro, enseguida fue opacado por alguna acción de mayor trascendencia por parte de su rival, que realizó un gran despliegue físico y fue más profundo y efectivo en la primera mitad.

Lo vital de reaccionar

Distinta fue la predisposición de Croacia en el inicio del segundo tiempo y, con la necesidad de marcar a cuestas, adelantó sus líneas en busca de remediar el escenario adverso. Pero lo hizo sin tener demasiado claros los caminos como para llegar al arco rival, factor en el que Inglaterra demostró nuevamente ser más efectivo. Casi lograron ampliar la ventaja a los 56′ cuando Kane conectó de cabeza un envío que Dejan Lovren despejó con lo justo. La poca participación de jugadores de buen pie como Luka Modric e Ivan Rakitic empezó a afectar cada vez más a los de Zlatko Dalic y, por más que ganó la posesión del balón, nunca fue creativo a la hora de generar peligro.

Sin embargo, en el mundial de las sorpresas no podía faltar otra cuando a los 68′ Ivan Perisic conectó con “plancha” un centro cruzado y envió la pelota al fondo del arco para establecer la paridad. La acción pudo haber sido invalidada por jugada peligrosa, pero poco le importó esto al autor del empate, quien a los tres minutos de marcar casi lo logra nuevamente tras estrellar un remate cruzado y de zurda en el palo. El envión anímico se apoderó de los croatas, que prosperaron con su juego por las bandas y complicaron a la defensa inglesa con centros llovidos al área. Por su parte, Inglaterra se desdibujó en comparación al despliegue que tuvo en el primer tiempo y se mostró impreciso por primera vez en el encuentro, perdiendo en ofensiva. La concentración que supieron demostrar en el inicio se terminó por esfumar, así como los noventa minutos reglamentarios y todo debió resolverse en los minutos suplementarios.

Tiempo suplementario

Croacia continuó con la misma tónica con la que terminó los 90 minutos e insistió en lastimar, aunque la primera ocasión la tuvo Maguire a los 98′, pero Sime Vrsaljko impidió su gol sobre la línea. Lejos de amedrentarse, los de Dalic perseveraron y tuvieron dos oportunidades de ponerse en ventaja: primero con Ivan Perisic y luego con Mandzukic. Increíblemente pareció no afectarles haber jugado dos “alargues” con anterioridad y se mostraron más enteros físicamente que los ingleses, quienes perdieron el rumbo del partido.

Tal fue así que a los 109′ Mandzukic capturó un cabezazo de Perisic y ensayó una bolea de zurda que se clavó en el fondo del arco defendido por Jordan Pickford. Con más entrega que pericia, Croacia logró resistir cuando fue menos, supo emparejarse cuando empezó a crecer y remató cuando fue necesario. De esta manera superó a Inglaterra y enfrentará a Francia el próximo domingo 15 de julio en Luzhniki y por la final de la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Rusia 2018.

Formaciones e incidencias

Croacia: Danijel Subasic; Sime Vrsaljko, Dejan Lovren, Domagoj Vida, Ivan Strinic; Ivan Rakitic, Marcelo Brozovic; Ante Rebic, Luka Modric, Ivan Perisic; Mario Mandzukic. Entrenador: Zlatko Dalic.

Inglaterra: Jordan Pickford; Kyle Walker, John Stones, Harry Macguire; Kieran Trippier, Dele Alli, Jordan Henderson, Jesse Lingard, Ashley Young; Raheem Sterling, Harry Kane. Director técnico: Gareth Southgate.

Goles: 4′ Kieran Trippier (Inglaterra), 68′ Ivan Perisic (Croacia), 109′ Mario Mandzukic (Croacia). Amonestaciones: 47′ Mario Mandzukic (Croacia), 54′ Kyle Walker (Inglaterra), 96′ Ante Rebic (Croacia). Árbitro: Cuneyt Cakir (Turquía).

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.