¿Qué es un palíndromo? No es una figura geométrica ni un molusco, es simplemente una palabra que se puede leer tanto del derecho como el revés, como por ejemplo “Neuquén”. Ahora la pregunta es quién, a priori, querría hacer y ver un documental de una hora y media sobre palíndromos. Por eso dedicaremos unas líneas a ejercer de intermediarios entre la película y el espectador, para recomendar esta particular experiencia.

“¡Viva el palíndromo!” exclama en su título la película de Tomás Lipgot que, con mucho humor y cargada de curiosidades, retrata este micro mundo de palindromistas: gente que dedica una gran porción de su tiempo a crear frases palindrómicas, cada vez más largas y que llegan, incluso, a formar poemas o hasta libros enteros.

Con un protagonismo absoluto, el recorte del director hace parecer que esta disciplina lo fuera todo en el mundo de estos personajes. Probablemente no sea tan así, pero sí una parte muy lúdica de su universo que los llevó a crear una especie de club, con un encuentro anual y todo. El documental no se agota y encuentra muchos recursos para hacerse entretenido.

Entrevista con Tomás Lipgot

En exclusiva para puntocero, el director de esta producción charló en detalle sobre este proyecto que esta semana tuvo su estreno comercial.

puntocero 2018

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.