Este jueves a partir de las 12 del mediodía (horario de Argentina) comenzó la Copa Mundial de Fútbol de la FIFA Rusia 2018 y el local goleó por 5 a 0 a Arabia Saudita en el partido inaugural de la competición y, de esta forma, coronó un debut soñado.

Un comienzo discreto

Mas allá del abultado resultado, el encuentro no ofreció demasiado en lo que se refiere al espectáculo en sí. El primer tiempo estuvo plagado de jugadas intrascendentes y poco profundas por ambos lados. Sin embargo, fue el local quien se encargó a los 12′ de abrir el marcador a través de Yuri Gazinskiy tras conectar un buen cabezazo. A los 24 minutos Rusia sufrió la lesión de Alan Dzagoev y su reemplazo, Denis Cheryshev, terminó por ser determinante: marcó el 2 a 0 luego de controlar una pelota en el vértice del área chica, amagar para zafarse de una marca doble y definir al primer palo de Almuaiouf. Así concluyó la primera parte, con un anfitrión tímido pero efectivo y triunfante.

Rusia aseguró en el segundo tiempo

Todo salió según lo planeado para el equipo rojo, que en la segunda etapa se encargó de ratificar lo que hizo en la primera. Pudo penetrar las veces que se lo propuso, con convicción, ante una defensa con pocos recursos técnicos y tácticos, parada en línea y muy previsible. El tercer gol llegó inmediatamente después de que Artem Dzyuba reemplace a Fyodor Smolov y conecte un cabezazo que agarró a contrapierna al arquero rival. Rusia mantuvo la efectividad que había logrado en la primera parte y la sostuvo en el periodo complementario, en el que decoró el resultado con dos goles más. Primero fue el turno para que Denis Cheryshev ampliara su cuenta personal y defina de manera excepcional con un remate con tres dedos. Y luego, ya con el tiempo cumplido y excedido el adicionado, Aleksandr Golovin puso cifras definitivas tras un tiro libre muy bien ejecutado. Finalmente, el organizador pudo redondear una actuación sobria que le permitió comenzar el certamen de la mejor manera posible: con victoria, goleada y suma de a tres puntos en la tabla clasificatoria.

Curiosidades

Los anfitriones se mantienen invictos en partidos inaugurales en las 21 ediciones de la Copa Mundial. Además, esta es la segunda mayor victoria de un país anfitrión en el juego de apertura. El argentino Néstor Pitana fue el encargado de arbitrar el encuentro.

Formaciones e incidencias

Rusia: Igor Akinfeev; Mario Fernandes, Ilja Kutepov, Sergey Ignashevich, Yuri Zhirkov; Roman Zobnin, Yuri Gazinskiy, Aleksandr Golovin; Aleksandr Samedov, Fyodor Smolov, Alan Dzagoev. Director técnico:
Arabia Saudita: Abdullah Almuaiouf; Mohammed Albrayk, Osama Hawsawi, Omar Hawsawi, Yasir Al Shahrani; Taiseer Al Jassam, Abdullah Otayf; Salem Mohammed, Yahya Al Shehri, Salman Al Faraj; Mohammed Al Sahlawi. Entrenador: Juan Antonio Pizzi.
Goles: 12′ Yuri Gazinkiy (Rusia), 43′ Denis Cheryshev (Rusia), 71′ Artem Dzyuba (Rusia), 91′ Denis Cheryshev (Rusia), 95′ Aleksandr Golovin (Rusia).
Amonestados: Aleksandr Golovin (Rusia) y Taiseer Al Jassam (Arabia Saudita). Árbitro: Néstor Pitana (Argentina).