Ludmila Pretti, de solo 14 años de edad, fue asesinada en Moreno. La adolescente fue reportada como desaparecida el día domingo 6 de septiembre, ya que no había regresado a su hogar tras haber asistido a una fiesta con amigos.

Un familiar de la joven, que es policía, se ocupó de rastrear su celular, dando así con el dato de que este permanecía aún en la casa donde había tenido lugar el encuentro. Contando con esta información Federico Soñora, fiscal de la causa (Unidad Funcional de Instrucción 4 de Moreno) ordenó el allanamiento del lugar, que dio como resultado el lamentable desenlace del hallazgo del cuerpo de la adolescente semidesnudo entre dos colchones, en la vivienda ya mencionada ubicada en el barrio Villa Escobar, Moreno.

El principal sospechoso es un joven de 19 años, Cristián Adrián Jerez, quien al ser interrogado por la policía dijo que iba a buscar su Documento Nacional de Identidad (DNI) y se dio a la fuga. Finalmente fue capturado este miércoles en horas de la madrugada.

La autopsia en el cuerpo de Ludmila Pretti revela que murió asfixiada por estrangulamiento a lazo y aún se esperan estudios complementarios para esclarecer si hubo abuso sexual.

Por estos motivos, la familia y amigos de la joven exigen justicia, de hecho, se manifestaron y protestaron en las afueras de la comisaría.

El de Ludmila es un femicidio más que se suma a las 199 mujeres asesinadas en lo que va de este 2020, según señala el Observatorio de Violencias de Género “Ahora que sí nos ven”. Al respecto, recordamos los números de atención en situaciones de violencia de género: Línea 144 y vía WhatsApp +54 9 11 2771 6463. ¡Justicia por Ludmila!