Se inauguró en Ámsterdam, Holanda, el primer cine de Realidad Virtual. Se trata de una sala donde no existe la convencional pantalla sobre una de las paredes del espacio sino que hay un conjunto de sillones que rodean una mesa donde se encuentran auriculares y gafas para disfrutar de películas y una experiencia totalmente nueva.
La novedosa iniciativa se llama VR Cinema y ya está planificado extenderla a las ciudades de Berlín, Londres, Madrid y París. Por el momento ni planes de acercarse a estas tierras, donde aún tenemos como máxima tecnología el cine en 3D mientras que las salas 4D hace casi una veintena de años son moneda corriente en otros países.
Al respecto de los dispositivos utilizados para ver películas en VR Cinema, las instalaciones cuentan con auriculares Sennheiser HD 201 y gafas Samsung Gear VR. Además, los asientos pueden girar en 360° para potenciar la experiencia de los usuarios. «No hay dolor en el cuello, lo prometemos», aseguran los responsables de &Samhoud Media, creadores del proyecto.
En cuanto al uso de las gafas de realidad virtual, la compañía surcoreana diseño un producto fácil de utilizar, ya que los ajustes son simples y si una persona tiene problemas de visión puede enfocar el dispositivo para que este se adapte a sus necesidades. Sobre los auriculares, estos también tienen sensores para que al mover la cabeza el sonido se vea afectado y genere realismo y optimice la calidad del audio.
Acceder a estas salas tiene un valor de 12,50 euros y la capacidad máxima es de 50 personas. Además, debido a que se trata de un emprendimiento novedoso, aún no hay gran cantidad de títulos disponibles para ver, por lo que en su mayoría son pequeñas producciones experimentales y documentales desarrollados para &Samhoud Media y su VR Cinema.