El pasado 13 de agosto se estrenó una nueva producción original de Netflix realizada en Argentina. Se trata de «El Reino», un thriller de 8 capítulos que entrelaza religión, política y espiritualidad, escrito por Claudia Piñeiro (autora de «Las viudas de los jueves», «Betibú», «Las grietas de Jara») y Marcelo Piñeyro (director de «Plata Quemada», «Tango Feroz», «Caballos Salvajes», «Kamchatka»).

En pleno acto de cierre de campaña, el candidato a presidente Armando Badajoz es asesinado. Sin demasiado tiempo para la conmoción por la tragedia, se activan los engranajes de la investigación policial y una organización política que necesita reacomodar las fichas de manera veloz, fría y calculadora. En el medio queda el pastor evangélico Emilio Vázquez Pena, quien originalmente aspiraba a la vicepresidencia y ahora es requerido para encabezar la fórmula, lo cual incrementaría de forma considerable el riesgo, el compromiso y la exposición de su figura.

En medio de este choque de intereses entre la política y la Iglesia de la Luz, se descubre que el pastor Emilio estaba envuelto en una bandera religiosa durante el acto y que envolvió a Armando Badajoz con esa bandera segundos antes de que fuera asesinado. Entonces se abre la pregunta: ¿y si querían matar a Emilio, en realidad? De esta manera, podemos observar rápidamente cómo la serie implanta muchas líneas de juego dramático y distintas capas de conflicto: los intrafamiliares, los intrapersonales, los de orden criminal y todos con grandes incógnitas que se irán develando capítulo a capítulo.

Uno de los fuertes de esta serie es el cuadro actoral que se compone de estrellas reconocidas y talentos que quizás no son tan populares, pero deberían. Diego Peretti (pastor Emilio), Mercedes Morán (pastora Elena), Nancy Dupláa (fiscal Roberta Candia), Joaquín Furriel (Rubén Osorio, jefe de campaña), el Chino Darín (Julio Clamens, un joven abogado y mano derecha del pastor) y Peter Lanzani (Tadeo Vázquez, quien dirige el hogar de la Iglesia de la Luz donde ayudan a chicos de la calle) son los nombres principales.

Entre los actores y actrices recurrentes encontramos a Vera Spinetta, Nico García, Victoria Almeida, Alfonso Tort, Santiago Korovsky, Sofía Gala, Alejandro Awada, Daniel Fanego, Ana Celentano, Diego Gentile y Lorena Vega. Sobre el conjunto del elenco encontramos una heterogeneidad de registros que, por momentos en escenas compartidas, genera un contraste que puede favorecer una percepción de incoherencia tonal. Si bien la serie propone una mixtura de géneros y hay personajes más cómicos, otros más oscuros, lo que sucede es que actrices como Mercedes Morán pueden manejar escenas al límite del desborde con mucha verdad mientras que otros momentos con diálogos e intervenciones que pretenden mayor naturalidad resultan con una ejecución inverosímil y acartonada.

En otro orden de cuestiones que rodean la serie, la Alianza Cristiana de las Iglesias Evangélicas de la República Argentina (ACIERA) emitió un comunicado sobre la serie en el que cuestionan fuertemente la representación del personaje de Emilio como si fuera una afirmación generalizada sobre el trabajo de los pastores. En el texto señalaban directamente a Claudia Piñeiro y la acusaban de animosidad en «el mensaje que busca dar» y lo vinculaba a su militancia a favor de la legalización del derecho al aborto. La reacción fue importante y cayó sobre el nombre de la autora el cuestionamiento agresivo que la llevó a cerrar sus redes sociales por unos días. La forma en la que se cruzan las instituciones con poder a los hechos ficcionales pueden ser un índice de por qué nuestras narrativas son tan conservadoras con los géneros textuales.

Sin perder el color de una superproducción destinada al mainstream, «El Reino» asume, además, el riesgo de incorporar una línea más mística y mágica dentro del código terrenal que establece desde el comienzo. El resultado ofrece calidad y una buena historia sin pretender mayores genialidades en su forma.