El sábado 19 de octubre se corrió en el Estadio Ciudad de La Plata la décima fecha del Súper TC 2000 en un acontecimiento sin precedentes para el automovilismo nacional en el que se coronó como vencedor el tandilense Leonel Pernía y, de esta forma, le complicó el panorama a Matías Rossi, quien podría haber salido campeón ese mismo día.
super tc 2000Como si fuera un espectáculo europeo, el Estadio Único fue escenario de una nueva manera de vivir el automovilismo argentino. Más de 15 mil personas vibraron con el ruido de los motores, la música de artistas que desplegaron su talento y hasta pudieron entrar a boxes para ver las máquinas que luego recorrerían el circuito montado sobre el césped original. Con la conducción del evento a cargo de Joaquín “el Pollo” Álvarez y Osvaldo Príncipi, todo fue risa a causa de las divertidas acotaciones de este último.
La idea de esta fecha del Súper TC era atraer a aquellos que no son fierreros y eso fue lo que pasó, ya que las tribunas estaban colmadas de familias enteras. Aunque, claro, no faltaron los aficionados con las banderas de las distintas marcas de automóviles.
En el escenario principal tocaron Luciano Pereyra, Juanse (exlíder de Los Ratones Paranoicos) y Catarina Spinetta (hija de Luis Alberto Spinetta) hizo las veces de DJ y pasó su música.

Foto: Carburando
Foto: Carburando
A la hora de hablar de lo que fue la carrera, hay que destacar que Matías Rossi está primero con 215 puntos. Sin embargo, al finalizar la carrera Leonel Pernía le complicó las perspectivas de acá a la próxima carrera, ya que terminó con 164 tantos, es decir, se ubica a 51 puntos cuando hay solo 66 en juego.
Al comienzo de la carrera hubo una clasificación o primera llave en la que quedaron eliminados Julián (VW), Vivian (Chevrolet), Ledesma (Hyundai), Risatti (Hyundai), Salaverria (Ford), Calamari (Toyota), Belli (Chevrolet), Chapur (VW), Fineschi (Hyundai), Spataro (Renault), Altuna (Peugeot) y Riva (Peugeot).
En la segunda llave se enfrentaron Rossi (Toyota) – Ortelli (Renault), Yannantouni (Renault) – Canapino (Chevrolet), Werner (Toyota) – Ardusso (Fiat), López (Fiat) -Girolami (Peugeot), Llaver (Toyota) – Marchesi (Peugeot) y Girolami (Chevrolet) – Pernía (Renault).
Foto: Carburando
Foto: Carburando
La tercera llave quedó integrada por Rossi – Canapino, Ardusso – Girolami (Chevrolet) y Llaver -Pernía, y la semifinal fue disputada por Rossi – Pernía y Canapino – Girolami.
Un dato importante es que el piloto de Chevrolet clasificó a pesar de haber perdido frente al líder de la categoría, a raíz de que fue quien mejor tiempo hizo de los tres derrotados en la tercera llave.
El oriundo de Tandil fue contundente y le ganó al favorito, el arrecifeño (Canapino) hizo lo propio con Girolami. De esta manera, ya se sabía que entre el tandilense y el de Arrecifes estaría el ganador de la décima fecha del Súper TC 2000.
Foto: Carburando
Foto: Carburando
En la final todo era adrenalina, los espectadores estaban ansiosos de saber quién sería el vencedor y, al parecer, esa adrenalina y nerviosismo se vivió en la pista, ya que en la segunda vuelta Canapino chocó contra una valla de contención y le cedió el triunfo a Leonel Pernía, que logró ser el único que llegó a conducir en el circuito a 120 km/h.
El tandilense, feliz por la victoria conseguida al finalizar la carrera, expresó: «Le hice honor al apellido que llevo. Gané en una cancha de futbol. Estoy muy contento porque esto será inolvidable. Fue único».
Así pasó la décima fecha del Súper TC 2000 con la sorpresa de que Pernía se coronara en La Plata y con la decepción de Matías Rossi de no haber podido obtener el título de campeón.

Deja una respuesta