Por la noche se vivieron momentos de tensión en Capilla del Señor, conocida por su tranquilidad. Lo que fue una convocatoria pacífica en reclamo de justicia por la muerte de un joven frente a la comisaría del pueblo, terminó en importantes agresiones, una escena que en algunas partes de nuestro país lamentablemente es habitual pero no en este pueblo.
Exaltación de la Cruz«Justicia por Marcelo, que los funcionarios den la cara», es lo que se pedía a gritos frente a la comisaría, y así lo demuestran los graffitis que quedaron escritos en las paredes y portones de la dependencia policial y en otras partes del pueblo.
El motivo de los destrozos fue a raíz de una pelea que ocurrió en la madrugada del domingo en el acceso a Capilla del Señor, cuando dos grupos de jóvenes se enfrentaron y dejaron como saldo a dos heridos y un fallecido: el joven Marcelo Alejandro Alderete.
Uno de los lesionados, Juan Cruz Belforte, solo presentó cortes en la cara y en una de sus orejas. El otro joven, Gonzalo Palavecino, se encuentra internado en el área de terapia intensiva en el Hospital Municipal San José y de a poco se recupera, aunque su estado es reservado por ingresar con un corte profundo en el pecho y tener un pulmón perforado. Su último parte médico indica que la evolución es favorable.

Marcelo Alderete
Marcelo Alderete,
El asesino de Marcelo Alderete, según informó la policía local, es un menor de 14 años oriundo de la localidad de Torres, el cual fue detenido junto con otros cuatro jóvenes a los cuales se les tomó declaración y se les abrió una causa. Quien declaró haber sido el autor de los cortes aludió que “él solamente se defendió de un ataque de adultos y que poseía un arma blanca”.
Como la ley lo indica, el Fiscal de Menores, doctor Gustavo Ancurio (quien está a cargo de la investigación), tuvo que dejarlos en libertad. La investigación se encuentra a cargo del Fuero de Responsabilidad Penal Juvenil 1 del Departamento Judicial Zárate-Campana.
La indignación y el pedido de justicia fueron los principales reclamos por los que, durante el lunes por la tarde y a través de las redes sociales, se convocó a los vecinos del pueblo a una marcha frente a la comisaría, que luego se dirigió a la plaza San Martín frente al Palacio Municipal, en cercanías de la iglesia y la casa del intendente, Adrián Sánchez, quien tuvo que salir de su casa acompañado por efectivos policiales y se dirigió hacia otro lugar para resguardar su seguridad y la de su familia.
Exaltación de la CruLamentablemente, hubo incidentes durante este reclamo: escenas de violencia, incendio de la puerta principal de la iglesia, se tiraron piedras contras las fachadas de los edificios que fueron respondidas con balas de goma para dispersar al grupo de personas, hubo corridas, destrozos de veredas, hasta la intención de querer abrir cortinas de algunos negocios, además de heridos (no solo vecinos sino también uniformados). Durante la noche, varias personas fueron arrestadas.
Más de cien jóvenes, familiares del joven asesinado y vecinos acudieron a esta convocatoria, que fue recibida por integrantes de la infantería y efectivos policiales que durante el día habían llegado al pueblo para brindar apoyo, al tener como antecedente los incidentes que días atrás ocurrieron en la localidad bonaerense de Junín.
En esta ocasión, algunos de los presentes pudieron dialogar con el Jefe de la Policía  Departamental de Exaltación de la Cruz, comisario mayor Enrique Salcedo, quien estuvo acompañado por el Jefe de la Policía Comunal de Exaltación de la Cruz, el comisario Carlos Francisco Torres.
Allí, Torres le comunicó a las personas que se manifestaban frente a la comisaría (que preguntaban por qué el agresor está libre) lo siguiente: “Nos pusimos a disposición de la fiscalía, nosotros la parte judicial no la manejamos. Yo puedo responder por la policía, la investigación está en curso, la fiscalía tomó conocimiento y nos pusimos a disposición de la familia para lo que sea necesario”, y agregó que “el joven fue liberado y está amparado por la ley”.
Exaltación de la CruzAnteriormente, por la tarde, hubo incidentes a la salida del Instituto José Manuel Estrada, donde un alumno de la institución, quien es amigo del agresor de Marcelo Alderete y además estuvo presente en la pelea, fue agredido en forma verbal y recibió algunos golpes junto con su padre, quien lo fue a buscar a la salida del colegio. Ambos tuvieron que recibir asistencia médica luego de lo ocurrido.
El Intendente de Exaltación de la Cruz, Adrián Sánchez, hoy a través de medios locales reflexionó acerca de lo ocurrido: “La familia no quería hacer ninguna marcha, pero algunos familiares y amigos destrozaron la comisaría, la municipalidad, mi casa y en el marco de la democracia aceptamos todos los reclamos pero no de esta forma”. Sobre la liberación del menor enfatizó: “Hay que modificar las leyes para que este chico que cometió este hecho aberrante esté preso, como todas las personas que anoche organizaron esto. Fueron una serie de malvivientes, los conocemos a todos y van a ser identificados”.
En estos momentos el pueblo trata de volver a la normalidad, aunque nadie sale del asombro de todo lo ocurrido. Hay guardias policiales uniformados y de civil custodiando el pueblo y el municipio y hay rumores sobre una nueva marcha que se realizaría a las cinco de la tarde. Por parte del municipio, esperaron la llegada del ministro de Seguridad bonaerense, Ricardo Casal, quien brindó una conferencia de prensa para los medios.
Como una vecina más, solo pido al igual que los familiares y amigos justicia, pero también pido calma, es muy doloroso y triste ver las consecuencias de estos enfrentamientos en el pueblo que, como expresé al comienzo de la nota, es conocido por su tranquilidad. Es increíble que esto esté pasando en mi barrio, un lugar donde hasta hace poco tiempo nos conocíamos todos. Solo queda expresar que la violencia no es el camino a través del cual se puede obtener justicia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.