Con un empate en la cancha de Atlanta ante su más inmediato perseguidor, Flandria obtuvo este domingo el campeonato de la Primera B Metropolitana y el ansiado ascenso a la segunda división del fútbol argentino.
En un Estadio Don León Kolbovsky colmado de simpatizantes del club de Villa Crespo, que tenía la única opción de ganar para quedarse con el título (el Canario de Jáuregui lideraba por 2 puntos de ventaja sobre el Bohemio), la iniciativa por buscar el resultado quedó en el juego de Atlanta, que no supo cómo vulnerar la defensa visitante y tuvo en el arbitraje de Hernán Mastrángelo un obstáculo para hacerse de la gloria. El encargado de impartir justicia, entre otros errores, permitió que durante todo el partido el arquero de Flandria, Leonardo Griffo, hiciera tiempo en cada saque desde el arco y en cada intervención. De hecho, quedó evidenciado el planteo del ahora campeón del torneo, que tuvo en la demora, fingir dolencias físicas y jugar solo al contragolpe sus armas para coronarse campeón ante su escolta.
Por su parte, pese a ser el conjunto más goleador de la divisional (28 anotaciones en el semestre) al local le faltaron variantes para ir en busca del gol que le posibilite volver a la Primera B Nacional después de 4 años y no supo aprovechar las pocas jugadas en ataque ni la buena cantidad de tiros libres cercanos al área de Griffo. Vale destacar a marca y el despliegue de Federico Pérez, uno de los mejores jugadores del partido.
Por eso no sorprende que el encuentro haya concluido sin goles y el empate 0-0 corone a un equipo con muy poco gol (15 tantos en 19 fechas) y la defensa menos vencida (9 recibidos en todo el certamen). Asimismo, el Canario cerró su participación en la Primera B con 11 triunfos, 4 empates y 4 derrotas.
Así, el club que comanda Pablo Gatti jugará en la próxima temporada, y por primera vez en su historia, en la Primera B Nacional. El Club Social y Deportivo Flandria tendrá que reforzarse y reinventarse a sí mismo si quiere mantenerse en una categoría que muchas veces demostró ser más competitiva y con mejor juego que, incluso, la Primera División. De todas formas, quién le quita al hincha del Canario esta alegría histórica de sentirse campeón.

Formaciones e incidencias

Atlanta: Nahuel Losada; Cristian Podestá, Rodrigo Alonso, Ariel Otermín y Federico Pérez; Lucas Mancinelli, Mauro Marrone, Ezequiel Rodríguez y Diego Cardozo; Jonathan López y Franco Olego. Entrenador: Aníbal Biggeri
Flandria: Leonardo Griffo; Diego Sosa, Mario Mussón, Williams Riveros y Andrés Camacho; Alejandro González, Alejandro Altuna, Mauro Bellone y Lucas Vicente; Maximiliano Zárate y Pablo Bueno. Directores técnicos: Sergio Gómez y Favio Orsi.
Cambios: 72′ Juan Tolosa por Podestá (Atlanta), 75′ Ángel Cequeira por Marrone (Atlanta), 76′ Gonzalo Pérez por Zárate (Flandria), 81′ Diego Ledesma por Cardozo (Atlanta); 87′ Hernán Pineda por Vicente (Flandria); 90′ Pedro Sosa por Bueno (Flandria).
Árbitro: Hernán Mastrángelo, quien expulsó al técnico de Atlanta por protestar las decisiones arbitrales cuando faltaba un minuto para finalizar el partido. Cancha: Estadio Don León Kolbovsky del Club Atlético Atlanta.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.