Si al finalizar el año pasado hubiésemos hablado de lo competitiva que esta temporada es La Liga, probablemente lo hubiéramos discutido. Atlético de Madrid tomaba distancia de sus competidores y los dos principales candidatos se encontraban lejos de la cima de la tabla de clasificación. Por suerte para quienes buscamos emociones, el escenario hoy es completamente diferente.

Este fin de semana se jugó el clásico más importante del fútbol español: Real Madrid frente a Barcelona. Además de todo lo que implica un partido con esas características, el que ganaba tenía chances de ser el nuevo líder de la competencia. Y en esta ocasión fue para el «Merengue»: 2-1 con anotaciones de Karim Benzema y Toni Kroos para el local (Casemiro fue expulsado) y Oscar Mingueza para el club catalán.

Previamente, el viernes Deportivo Huesca le ganó 3-1 a Eclhe, con doblete de Rafa Mir incluido.

El sábado, Cádiz visitó a Getafe y lo derrotó 1-0 con gol en contra de David Timor. Athletic Bilbao igualó sin abrir el marcador con Deportivo Alavés y Levante se llevó los tres puntos ante Eibar, con el 1-0 de Jorge De Frutos Sebastián.

Este domingo, Osasuna también marcó la «cruz» del visitante con el 2-1 ante Villarreal. Valencia y Real Sociedad igualaron 2-2, Granada se hizo con el triunfo gracias al 2-1 ante Real Valladolid y el puntero de La Liga, Atlético de Madrid, empató 1-1 contra Real Betis.

Finalmente, este lunes Sevilla le metió cuatro goles al equipo de Eduardo Coudet, Celta de Vigo, y el encuentro finalizó 4-3.

Si querés conocer todos los resultados, el fixture y la tabla completa de posiciones de La Liga, hacé clic acá.