Si hay un tema que marcó la marcha de la economía argentina, además de la inflación, es la deuda externa. A lo largo de los años ha sido un peso en los números de nuestro país. Y si bien ha habido varios intentos de dilucidar su origen, estos han sido infructuosos tanto por causas internas o externas.

Una vez más, el Congreso decidió encarar una investigación sobre diversas cuestiones de la deuda externa. Una comisión bicameral tendrá 6 meses para investigar el origen, la gestión y el pago de la deuda. Es decir que, para octubre, en coincidencia con las elecciones presidenciales, la comisión deberá emitir un informe dando cuenta de los resultados a los que pudo llegar la comisión. Al frente de la misma estará el diputado kirchnerista Eric Calcagno.

Calcagno explicó que entre las tareas de la comisión se encuentra la de “investigar el origen de la deuda externa argentina desde el 24 de marzo de 1976 (cuando se inició la última dictadura) hasta la fecha”. También aludió a un fundamento como punto de inicio de la investigación, ya que existe “un fallo del juez Ballesteros” que descubrió una serie de irregularidades en las negociaciones y pagos de la deuda.

Por el oficialismo, además de Calcagno, conformarán la comisión los diputados María Luz Alonso, Edgardo Depetri, Carlos “Cuto” Moreno y Juan Mario Pais, y los senadores Walter Barrionuevo, María Graciela de la Rosa, Pablo González, Pedro Guastavino y Juan Manuel Irrazábal.

Por la oposición la integrarán los diputados de la UCR Jorge D’Agostino y Enrique Andrés Vaquié, y de Unidad Popular lo hará Claudio Lozano. Por el Senado irán los radicales Gerardo Morales y Laura Montero, y el puntano Adolfo Rodríguez Saá (Peronismo Federal).

La comisión, cuyo nombre oficial es Comisión Bicameral Permanente de Investigación del Origen y Seguimiento de la Gestión y del Pago de la Deuda Exterior de la Nación, es una respuesta al pedido de varios legisladores oficialistas y opositores.

Funciones de la comisión

El lapso a estudiar es desde el 24 de marzo de 1976 hasta la fecha. Los objetivos de la comisión son investigar y determinar el origen, la evolución y el estado actual de la deuda exterior a partir del citado día. Los legisladores deberán analizar todas sus renegociaciones, incluidos los canjes, el megacanje, blindajes, los respectivos pagos de comisiones, default y reestructuraciones.

Por otra parte, deberán “emitir opinión fundada respecto del efecto de los montos, tasas y plazos pactados en cada caso, y sobre las irregularidades que pudiera detectar”, de acuerdo con lo señalado en el proyecto de resolución aprobado por el Congreso. El proyecto de cabecera del dictamen fue el presentado hace tiempo por Eduardo Macaluse (SI), al que se sumaron también las propuestas de Mónica Fein (PS) y Fernanda Reyes (CC).

Durante el debate, Fernando “Pino” Solanas (Proyecto Sur) dijo: “Tomemos esto como una causa patriótica. Es inadmisible que nadie la haya investigado, pese a la investigación y la denuncia de Alejandro Olmos y a la sentencia del juez federal Alejandro Ballesteros, que dictaminó que la mitad de esa deuda es ilegítima”.

Asimismo, Macaluse señaló que “la deuda externa es el cepo que impuso la dictadura cívico-militar al avance económico de los futuros gobiernos democráticos que vinieran” y destacó que “para quienes dicen que se trata de un tema viejo, hay que ver en el presupuesto de cada año lo que se destina a pagar vencimientos de la deuda, que llegan hasta el 2081”.

Al respecto, Lozano indicó que el juez Ballesteros “en la causa por la deuda iniciada por el dirigente peronista Alejandro Olmos, detectó 477 ilícitos” en lo que es origen, gestión y pago de la deuda externa, y mencionó la existencia de informes del Congreso sobre el tema y varias causas judiciales para tomar como eje de la investigación que se inicia. Por su parte, Rodríguez Saá sostuvo la necesidad de que se pida “al Poder Ejecutivo un informe sobre lo que debemos, a quién debemos y en qué condiciones”, a lo que Calcagno respondió que se iba formalizar ese pedido mediante una nota al gobierno, pero aclaró que existen organismos internacionales para saber de dónde obtener los datos requeridos.

Además, el legislador puntano manifestó que “investigar la deuda externa argentina es un tema apasionante. Nos vamos a encontrar con muchas novedades”, y expresó que “la deuda externa es el negociado más grande de la historia argentina”.

“Los argentinos tenemos derecho a saber de qué se trata, a quién debemos, cuánto debemos, por qué debemos, dónde se invirtió esa plata y cuántas comisiones cobraron los funcionarios argentinos y los asesores de los funcionarios en todo este monumental endeudamiento que tiene la Argentina”, finalizó Rodríguez Saá.

puntocero 2019

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.