El Presidente recibe por todos lados, incluyendo un préstamos express. Además, a Macri lo entrevistan sin preguntas y Javier Milei le tomó el gusto a vivir del Estado. Estas y otras noticias en el resumen político semanal de Tipos Raros.

Noticias de la Gorra

Pasó el 25 de Mayo y después de que se canceló el viaje a la Antártida y de fumarse el tedeum cagándolo a pedos, Alberto Fernández celebró la fecha patria cantando un tema de Lito Nebbia ante un selecto grupo de deforestados mentales que aplaudía lamentable show… seguimos funcionando de pedo.

Se ve que el Presidente estaba muy contento y no es para menos, por suerte consiguió un préstamo de 3 «palos» para pagar la jodita en la Quinta de Olivos. Qué político honrado. No tenía ni 15 mil dólares ahorrados y, además, un generoso banco se apiadó y en tiempo récord le dio la guita. ¿A qué tasa de interés se lo habrán dado?

Además, antes de su recital dio entrevista radial y tiró que él estaba de acuerdo con subir más las retenciones pero, como ya es costumbre, tuvo que recular en chancletas y 24 horas después salió el Ministro de Agricultura a decir que no iban a tocar nada. Tiene más volantazos que un rally.

Siguiendo dentro del Gobierno, como si no faltara algún quilombito, ahora empezó el tiroteo entre Martín Guzmán y Sergio Massa por el tema del Impuesto a las Ganancias. Massa está armado su plataforma 2023 y le reclama que “el sueldo no es una ganancia”. En la oficina de Guzmán debe haber un cartel que dice “golpee y pase”.

Justamente, le tiraron un lindo bardo, ya que le dieron la cartera de Comercio para que viera qué onda este temita de la inflación. Bueno, acto seguido, le renunció el secretario de Comercio, Roberto Feletti, al parecer por orden de Cristina Fernández, que no quiere quedar pegada con las decisiones económicas de Alberto. Señora, le avisamos que a Alberto lo puso usted, así que hágase cargo.

El que vio el muerto en el piso y le pegó una patada es el ministro de Seguridad de la provincia de Buenos Aires, Sergio Berni, que le mandó un mensaje a Cristina diciendo “el que trajo al borracho, que se lo lleve”. Solo faltó que diga “llevate a Chichilo”.

Otros deforestados mentales que no quieren perder su oportunidad son Viviana Canosa y Mauricio Macri, que se unieron en una entrevista llena de lugares comunes y petardos para la hinchada. Bien, «Vivi», ni una gota tocó el piso.

Entre algunas de las frases que tiró Mauricio esta semana se encuentra una que podría ser su lema de vida: ”Vivimos en un país donde el que trabaja es un gil”… y el Capitán Reposera es el más vivo. También dijo que “en Boca aprendí que lo políticamente correcto es cagar a la gente”. Ojo que esta versión de políticos hijos de puta que no se ponen la careta nos gusta.

El que está tranqui es Horacio Rodríguez Larreta, que dijo que “a Alberto Fernández no lo respetamos ni lo vamos a respetar”. El Presidente debe pegarse una ducha de Listerine todas las noches porque con un buche creo que no le alcanza para sacarse el gusto a japi que le están dejando todos los días en la cara.

Por otra parte, La Matanza denunciará a la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (CABA) por masiva deportación de pobres. Parece un titular de revista Barcelona, pero no… todos los pobres de La Matanza no serían autóctonos sino importados. Vivíamos en Suiza y estos porteños lo arruinaron.

Por suerte, el destino del Conurbano va a cambiar de la mano de Javier Milei y el Dipy, que darán clases. Vaya uno a saber de qué, por la zona. Básicamente, les enseñarán a votar por un tipo que los va a ignorar si gobierna… igual que el resto.

Para finalizar con el faro moral de la Nación, Javier Milei, al parecer de tanto juntarse con la casta, le está agarrando el gustito. Es por eso que decidió viajar a sus presentaciones partidarias usando los pasajes que le dan en la Cámara de Diputados. Qué rápido que nos acostumbramos a chuparle la teta al Estado, es la leche más rica.

Deja una respuesta