San Isidro Club le ganó a Belgrano Athletic por 22 a 19 en un partido inolvidable y se coronó campeón del URBA Top 12 tras 8 años. Joaquín Lamas fue el héroe de la jornada, ya que su drop le dio el título al “Zanjero”.

SIC y BAC jugaron un partidazo

No se puede calificar de otra manera la final que disputaron, por algo llegaron a esta instancia de definición en la que necesitaron ir al tiempo suplementario (con “muerte súbita”) para definir al mejor de la temporada.

El partido tuvo de todo, desde la emotividad lógica al tratarse de una final, pasando por la “batalla” entre los packs de forwards, el empate de Belgrano en el último minuto que forzó el suplementario y el punto decisivo del SIC hasta el clima en las tribunas… una verdadera fiesta del rugby de clubes.

La final arrancó con los dos equipos tratando de imponerse en los puntos de contacto, donde el BAC tomó un leve protagonismo en los primeros minutos, en los que su potente scrum se hizo notar al igual que su pareja de centros.

El “Marrón” fue quien se puso en ventaja cerca de los 10′, gracias a un penal de Tomás Rosati quien, a partir de ese momento, comenzó a manejar los hilos de su equipo con mucha inteligencia en los kicks para ganar terreno.

SIC tomó nota de esta situación y aumentó la presión sobre su rival. Apenas pasados los 20 minutos, Tomás Granella empató el partido en 3 por medio de un penal. Más tarde, Rosati volvió a poner en ventaja a BAC por 6 a 3, pero el propio Granella con un drop, luego de varias fases en ataque, puso el partido 6 a 6, marcador con el que terminó el primer tiempo.

El inicio del complemento fue una copia perfecta de lo visto en los primeros 40 minutos. Belgrano pasó al frente en el marcador con penal de Rosatti, pero el SIC empardó la cuestión con 3 puntos de Granella. Para ese entonces, los aperturas sumaron todos los puntos para sus equipos y dejaron el encuentro igualado en 9.

El partido era palo a palo, si uno movía una pieza el otro respondía de la misma manera. Ese “duelo” entre Granella y Rosati siguió durante algunos minutos que, de paso, volvieron a marcar para sus equipos para poner el tanteador 12 a 12.

Pasados los 22′ ingresó Joaquín Lamas por Granella y esta modificación rompió el partido. En su primera intervención importante metió un kick que Carlos Pirán tomó en el aire ante la presión de Ignacio Marino y asistió a Gastón Arias, quien apoyó el primer try del partido. El SIC se puso en ventaja por 19 a 12 en 28 minutos del complemento.

Belgrano lo fue a buscar, presionando en cada punto de contacto y, a partir de ese momento, se intensificó el duelo de forwards, crecieron los tackles, el partido se hizo emotivo y friccionado. El “Marrón” fue y chocó una y otra vez con la defensa del SIC, que perdió a un jugador por amarilla a Andrea Panzarini.

A segundos del final y luego de disputar más de dos minutos a centímetros del ingoal del SIC, que defendió con el alma cada intento del rival, llegó el try de Belgrano y la posterior conversión de Rosati para empatar las acciones en 19.

Para agregar mas dramatismo, el try fue sancionado con la ayuda del TMO y, aparentemente, Francisco Ferronato es quien llegó a apoyar en el ingoal, ya que en la imagen no se llega a identificar el jugador. Hasta ese entonces teníamos un partido de locos, que tuvo todos los condimentos (o más) de los que requiere un encuentro decisivo.

En caso de igualdad en los 80 minutos se disputan dos tiempos de 10′ y se define el ganador a quien saque la primera ventaja. En síntesis: “muerte súbita”. Una final no apta para cardíacos.

Belgrano fue quien salió a querer liquidar el partido y quedarse con el título. A los 3 minutos, Rosati probó con un drop pero salió apenas desviado. Y llegó el minuto 7 del suplemento, apareció Lamas con su patada de derecha para darle el campeonato al SIC.

Tanto “marrones” y “zanjeros” fueron merecidos finalistas, primero y segundo de la fase regular, y a lo largo del torneo fueron los equipos más regulares y esto se vio en este partido que se definió por un resultado ajustado.

SIC es justo y merecido campeón, un equipo que comandó las acciones de la fase regular desde la fecha 3, que formó un plantel equilibrado en todas sus líneas, que forjó un sistema de juego con mucha identidad a pesar de tener un promedio de 24 años (hay players que juegan como si tuvieran años en Primera) y que supo reponerse de dos caídas frente a su clásico rival. ¡Salud campeón!

Formaciones e incidencias

SIC (22): Marcos Piccinini, Lucas Rocha y Segundo Aguilar; Marcos Borghi (capitán), Lucas Rizzato; Andrea Panzarini, Alejandro Daireaux, Tomás Comisatti; Juan Sores Gache y Tomás Granella; Mateo Madero, Santos Rubio, Carlos Pirán, Tiago Romero Basco; Gastón Arias.

Suplentes: Francisco Pachano, Ricardo Machiavello, Marcos Gatica, Marcos Sommer, Lucas Fernández Madero, Francisco Rodríguez Gauxax, Joaquín Lamas y Franco Monetta.

Cambios: Gatica por Aguilar, Macchiavello por Piccinini, Sommer por Comisatti, Lamas por Granella, Fernández Madero por Daireaux, Pachano por Rocha y Moneta por Arias.

Conquistas: 23′, 39′, 47′ y 56′ penales de Granella, 68′ try de Arias (convertido por Lamas). En tiempo extra: 7′ drop de Lamas. Amonestado: 75′ Panzarini.

Belgrano (19): Francisco Ferronato (capitán), Agustín Gómez Di Nardo y Justo Durañona; Rodrigo Fernández Criado, Leandro Magneres; Joaquín De la Serna, Julián Rebussone, Francisco Gorrisen; Ignacio Marino y Tomás Rosati; Juan Landó, Matías Massera, Fermín Martínez, Tobías Bernabé; Martín Arana.

Suplentes: Ignacio Favre, Tomás Bruno, Mateo Etchecorn, Mauro Rebussone, Facundo Camardón, Francisco Cubelli, Rafael Migale y Pedro Buggiani.

Cambios: Buggiani por Martínez, Rebussone por Magneres, Camardón por De la Serna, Favre por Durañona y Cubelli por Marino.

Conquistas: 10′, 26, 44′ y 51′ penales de Rosati. 80′ try de Ferronato (convertido por Rosati).

Árbitro: Nahuel Jauri Rivero. Asistentes: Tomás Bertazza y Martín Córdoba. TMO: Miranda.ancha: CASI

puntocero 2019

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.