El fin de semana no solo tuvo novedades en materia política, también se presentó oficialmente el nuevo smartphone Samsung Galaxy S6 que estará a la venta desde el 10 de abril en una veintena de países y que, por el momento, se conoce el precio en Europa (aproximadamente 800 dólares el equipo de 32 Gb).
El nuevo producto desarrollado con metal y cristal de la firma coreana tendrá opciones en cinco colores (blanco, negro, azul, dorado y verde) y, además, presenta otra variante además del celular estándar: S6 Edge con doble pantalla curva.
Presentado en Barcelona, España, este dispositivo pesa 138 gramos y cuenta con pantalla Super AMOLED de 5,1 pulgadas con resolución de 2560×1440 píxeles y un procesador Exynos 7420 de 8 núcleos.