Desde hace una semana YouTube comenzó con la nueva modalidad de pago por canal a un módico precio: 0,99 dólares al mes. Este nuevo sistema solo abarca a Estados Unidos, pero se estima que para fin de año se sumen varios países más por la gran cantidad de usuarios que contiene la plataforma.
YouTube El comunicado de la página oficial principal de YouTube expresó: “Hoy en día, hay más de 1 millón de canales que generan ingresos en YouTube, y una de las más frecuentes peticiones que escuchamos de los creadores detrás de ellos es una mayor flexibilidad en la monetización y distribución de contenido. Hemos estado trabajando en eso y quería ponerte al tanto de lo que puedes esperar. A partir de hoy, estamos lanzando un programa piloto de un pequeño grupo de socios que ofrecen canales de pago en YouTube con cuotas de suscripción que comienzan en 0,99 dólares por mes. Cada canal tiene una versión de prueba gratuita de 14 días, y muchos ofrecen descuentos especiales anuales”.
La idea, en principio, es brindarle a sus espectadores una versión gratuita durante 14 días para que prueben cómo son los canales pagos. Luego, si el usuario acepta esta nueva versión, pagará un mínimo de 99 centavos de dólar, pero depende qué tipo de canal elija. Hay canales para chicos como el NatGeo Kids, para adultos como Big Star Movies, o para homosexuales como Gay Direct, y cada uno tiene su propio precio.
Muchos creativos y directores de cine y de TV se suman a este nuevo emprendimiento. En una entrevista a The Associated Press, el director y productor de más de 400 films, Roger William Corman (director de la película “Piraña”), comentó que tuvo varias ofertas de otras páginas similares a YouTube, como Hulu, que le ofreció entre 5 mil y 6 mil dólares por película publicada. Sin embargo, las rechazó pero se tentó con la oferta de YouTube. Hoy Corman’s Drive-in es uno de los canales que integran el esperado plantel.
Pero, ¿por qué ahora?
Google compró YouTube por 1.650 millones de dólares en 2006. Tras esta transacción, la fusión cobró por publicidades publicadas en cada video.
youtubeRecobraron la inversión, pero en los últimos años varios creativos apostaron a YouTube para exponer sus films. La empresa exigió más profesionalismo, hasta encontrarse con canales de renombre a los cuales ya no podían seguir sosteniéndolos con la ganancia de las publicidades. Por ello, para disfrutar de grandes y novedosos canales de películas y TV, la página más popular de videos pide la colaboración de hasta 30 dólares anuales por cada canal.
Este proyecto, momentáneamente, se lleva a cabo en Estados Unidos, pero “esto es solo el comienzo”, dijo Malik Ducard, director de contenidos de YouTube. Su hipótesis está basada en que la página tiene un récord de 1.000 millones de visitas al mes en todo el mundo, por tanto, esperan sumar gran cantidad de suscriptores activos al llegar a fin de año.