Woody_allen
Descubrí a Woody Allen ya de adulta. La imagen de ese tipo entre intelectual y depresivo que aparecía en los afiches, hacía que me decidiera por otra película cada vez que iba al cine. Pensaba que contaba historias que solo le pasaban a un tipo como él en lugares como esos que elige. O que ni siquiera le pasaban a él, ni a nadie y solo era ficción. En algún momento de mi vida, vaya uno a saber por qué, se rompió ese preconcepto y comencé a consumir sus filmes, a reír con su humor, a reflexionar con sus diálogos.
Y, de repente, algunas de las cosas que le pasaban a él o al personaje… o ambos, también me pasaban a mí.
Woody Allen nació el 1° de diciembre de 1935 en Brooklyn, New York, con el nombre de Allan Stewart Könisberg. Allen es actor, director y guionista ganador de varios Premios Oscar y es una de las figuras más respetadas en la historia del cine. A partir de 1969 comenzó a realizar un film por año, sus casi 50 películas (algunas premiadas, otras con menor aceptación del público) tienen ese sello inconfundible que deja bien definido el estilo Woody Allen.
Con una última película en las salas, con otra ya en fase de preproducción y con sus flamantes 78 años, Allen se empeña en mostrarnos su vida a través de sus películas.
annie-hall“Annie Hall” (1977) es ganadora de 4 Oscar. Este es el film que consagró al cineasta. Corrían los 70 y se planteaban dramas internos como lo existencial, las drogas, dios y, por otro lado, los planteos de pareja, la modernidad y la infidelidad. El film es un análisis profundo sobre  las relaciones humanas. Nos da a conocer un personaje que no sabemos cuánto tiene de realidad y de ficción. Era un Allen joven, creyente y con fe en el futuro, que apostaba  al amor pese a la complejidad de una relación. Un Allen optimista que cambia el final de su obra para que sea feliz.
allenHannah“Hanna y sus hermanas” (1986) es una película que trata el tema de las relaciones de una familia y la dependencia entre sus integrantes a pesar de las rivalidades. Se deja de lado el existencialismo y los planteos filosóficos por la realidad y lo cotidiano. En la familia aparecen los deseos frustrados, los fracasos laborales y el hombre que falla y vuelve a intentar. El amor ya no es único y para siempre. Allen utiliza el personaje para reflexionar sobre adulterio, amantes dependientes y conflictivos, y la culpa de estar engañando a quien se amó o se ama todavía. Ya desapareció el romanticismo de “Annie Hall”, el amor se adapta a la vida moderna para, finalmente, tratar de triunfar o simplemente acostumbrarse.
Blue-Jasmine“Blue Jasmine” (2013) narra la historia de una familia adinerada que pierde todo y que marca el fin de la relación de pareja. Esta situación obliga a la protagonista a enfrentar una nueva vida lejos de todo lujo. Con este guión Woody Allen logra meterse en la cabeza de una mujer desesperada que intenta sobrevivir en medio de una crisis económica, social y emocional y que Cate Blanchett interpreta de manera impecable. En esta etapa, el director deja atrás el existencialismo y pone al desnudo el egoísmo de los seres humanos y cómo se encargan de perder toda una vida a cambio de las ambiciones. Y deja atrás los intentos de buscar la felicidad a través del amor, acá las personas se encargan de su infelicidad cometiendo una y otra vez el mismo error.
Tres películas elegidas para tres etapas en la vida de un genio en el séptimo arte. Un Allen adulto con una mirada  atravesada por los años. La sabiduría de una vida reflejada en películas. El final memorable de “Annie Hall” da cuenta de ello.