Si hay algo que desvela a los politicos, además de ser elegidos para los cargos, es la imagen que la gente tiene de ellos. Y claro, saber cómo los considera la gente es un paso esencial para esto.
Después del ajetreado (en términos electorales) 2015, el 2016 sería un periodo más dedicado a la gestión. Sin embargo, a mitad de año ya se empieza a pensar en los comicios legislativos de 2017, claves para la administración de Cambiemos. Será el primer test electoral del nuevo gobierno tras la asunción. La consultora de Ricardo Rouvier midió la imagen de varios dirigentes y funcionarios bonaerenses de los diferentes partidos que integran la coalición. También se midieron figuras de otras agrupaciones opositoras. Es importante mencionar que algunos de estos dirigentes podrían ser candidatos a senador en el mayor distrito electoral del país.
Al tope de la imagen positiva encontramos la figura del Frente Renovador, con Sergio Massa con casi un 59% de imagen positiva contra un 38% negativa. El diputado radical Ricardo Alfonsín queda muy cerca en imagen positiva con un 57,6% y alcanza un número menor que Massa en imagen negativa, un 34%. Esto lo ubica como primero cuando se mide la imagen neta, ya que le da un 24 por ciento mientras que a Massa le queda 20,5.
Dos mujeres se ubican luego. Margarita Stolbizer con 55,8% de imagen positiva y un 36,7 de negativa, en tanto que Elisa Carrió no llega al 50 por ciento de imagen positiva y tiene casi un 47% de imagen negativa. Su figura genera aceptación y rechazo casi en partes iguales.
Dos exintegrantes del gobierno kirchnerista tampoco llegan al 50% de imagen positiva. El extitular de Interior y Transporte, Florencio Randazzo, alcanza el 47 por ciento y el exgobernador bonaerense, Daniel Scioli, apenas alcanza al 41,3. En lo que hace a imagen negativa, Randazzo alcanza un 43,2% mientras que Scioli es el único que supera el 50% de imagen negativa al llegar al 53,4.
Un caso singular es el del médico-neurólogo Federico Manes, de origen radical y mencionado muchas veces como posible candidato para un cargo legislativo. Al 29,6 por ciento de imagen positiva, se le opone un 30,7 de imagen negativa y un 39,7% de los encuestados declaró no conocerlo. Este rubro no supera el 10 por ciento en el resto de las demás figuras.
La imagen neta es algo que no favorece a los exfuncionarios del kirchnerismo. Mientras que Randazzo queda con un 41,1 Scioli se ubica en rojo con un 13,6% negativo. Manes, por su parte, también queda en negativo con 1,1 por ciento. A favor de su persona tiene el desconocimiento que puede hacerlo subir en este ámbito. Por otro lado, Margarita Stolbizer queda tercera con un 19,1 por ciento mientras que Carrió, a raíz de su medición dividida en mitades, le arroja un resultado de 2,6 positivo en imagen neta.
Hasta ahora son solo números, queda mucho tiempo desde ahora hasta las elecciones y esperemos que no se queden solo con la imagen y tengamos respuesta a muchos de los problemas que tiene el país. Tal vez eso les aporte más votos.