“Booksmart”, la maravillosa ópera prima de Olivia Wilde, se presentó a sala repleta en la trasnoche del 34° Festival Internacional de Cine de Mar del Plata dentro de la sección Hora Cero.

Del género teen tantas veces transitado, “Booksmart” llega como una bocanada de aire fresco para crear un imaginario luminoso de la juventud que se reconcilia con el adolescer.

Molly (Beanie Feldstein, “What We Do in the Shadows”) y Amy (Kaitlyn Dever, “Unbelievable”) están a solo un día de su graduación. Después de haber dedicado toda su etapa high school únicamente a la excelencia académica, Molly descubre que a sus compañeros y compañeras el hecho de pasar de fiesta en fiesta no les impidió lograr aplicar a universidades prestigiosas y, por esto, siente un capricho insoslayable de cumplir con ese costado que había suprimido tantos años.

Desde los primeros trazos la película replantea la representación más cínica de la adolescencia norteamericana que involucra muchos planos de violencia en escalada. Se apega a la base de fábrica del género pero reformula los clichés, los remates, los estereotipos. Aporta una mirada sobre la actualidad que es necesaria y demuestra que cuando la concepción de las ideas es honesta y genuina, el resultado no deviene en una moralina forzada de la que nos empachan algunas marcas.

El objetivo es la fiesta de Nick (Mason Gooding) y, en el medio, una noche llena de obstáculos en el que se despliegan personajes altamente singulares e incansables secuencias audiovisualmente muy cliperas.

puntocero 2019

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.