En horas de la mañana de este viernes, el presidente Alberto Fernández anunció las nuevas medidas restrictivas en el territorio nacional para disminuir la escalada de casos positivos de coronavirus, denominada «segunda ola», que alcanzaron los 2.954.943 totales con 63.508 fallecimientos y 7.715.006 personas vacunadas.

Precisamente, el mandatario se adelantó a la caducidad del Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU), que a las 00 horas del sábado 1° de mayo culminaba su vigencia, y comunicó la decisión enmarcada en cuatro categorías (baja, media, alta y con alarma epidemiológica y sanitaria) según tres factores preponderantes (incremento de casos en las dos semanas recientes, cantidad de casos según la población y ocupación de Unidades de Terapia Intensiva -UTI-).

De esta manera y hasta el viernes 21 de mayo, se suspenden en todo el país los viajes grupales de egresados, de estudios y por turismo; las reuniones sociales con más de 10 personas; y la asistencia al trabajo para quienes su salud se encuentro bajo riesgo.

Asimismo, en las zonas de alto riesgo (incidencia mayor a 150 casos cada 100.000 habitantes), se suspenden actividades sociales en domicilios particulares excepto para la asistencia que requiera cuidados especiales; reuniones sociales en espacios públicos al aire libre de más de 10 personas; la práctica recreativa de cualquier deporte en lugares cerrados para más de 10 personas; cierre de casinos, bingos, discotecas y salones de fiesta; bares y restaurantes deberán cerrar sus puertas a las 23 horas; prohibición de la circulación entre las 0 y 6 de la mañana; aforo de 30% para eventos culturales, sociales, recreativos y religiosos, cines, teatros, clubes, centros culturales, locales gastronómicos y gimnasios.

Además, en las zonas bajo alerta epidemiológica y sanitaria se suspende la actividad de centros comerciales y shoppings; las actividades deportivas, recreativas, sociales, culturales y religiosas en lugares cerrados; locales comerciales entre las 19 horas y las 6 horas del día siguiente excepto esenciales; las clases presenciales y actividades educativas no escolares presenciales en los todos los niveles; se prohíben los deportes grupales y casinos, bingos, discotecas y salones de fiesta; bares y restaurantes deberán atender con mesas al aire libre y entre las 19 y 6 horas podrán continuar solamente con delivery; se prohíbe la circulación entre las 20 y 6 de la mañana; y el uso de transporte público solo se permite para esenciales y personas expresamente autorizadas.