El país entero y una región en el sur de Paraguay y Uruguay, además de algunas localidades en Chile y Brasil, sufrieron este domingo 16 de junio desde las siete de la mañana, un apagón energético masivo. El hecho afectó el sistema de transporte y agua en la Ciudad de Buenos Aires y alrededores por aproximadamente 8 horas.

Pasadas más de 24 horas del suceso, las más de 50 millones de personas afectadas aún no recibieron explicaciones detalladas y apenas contaron con un par de conferencias de prensa (una por el secretario de Energía, Gustavo Lopetegui) y un comunicado de la empresa que brinda el servicio, Edesur.

«A las 7:07 am se produjo el colapso del Sistema Argentino de Interconexión (SADI) que produjo un corte masivo de energía eléctrica en todo el país y que afectó también al Uruguay», informaron desde el organismo estatal en un comunicado, que luego atribuyeron a «una falla del sistema de transporte desde Yacyretá». «La falla en la red que originó el apagón a nivel nacional se originó en una conexión de transporte de electricidad entre las centrales de Yacyretá y Salto Grande, en el Litoral argentino. Esto activó las protecciones de centrales generadoras, que salieron de funcionamiento y produjeron el apagón», ampliaron desde Edesur.

Por su parte, Lopetegui manifestó públicamente que «es algo que no hay razones para que haya ocurrido, pero la realidad es que ocurrió. Es algo muy grave». Sin detallar la información, el secretario expresó que el hecho no es «anormal» pero sí las consecuencias que esto produjeron.

Además, el presidente Mauricio Macri se refirió al apagón como «inédito» y confirmó que estuvo causado por «una falla en el sistema de transporte del litoral», tal como comunicó desde su cuenta en Twitter.

Prevención e investigación

Para evitar que vuelva a ocurrir otro apagón masivo, mientras las intensas lluvias continúan amenazando la infraestructura, en una rueda de prensa realizada este lunes en el Palacio de Hacienda, el secretario de Recursos Naturales, Juan Garade; el subsecretario de Energía eléctrica, Juan Luchilo; y el director de Transener, Carlos García Pereyra; aseguraron que compensarán el servicio con centrales termoeléctricas y en la próxima semana «se bajará la potencia del corredor Litoral, donde se originó la falla, para que no vuelva a suceder y poder evaluar mejor lo ocurrido», tal como dijo Luchilo.

Finalmente, Lopetegui prometió que «de cero a diez, hay cero posibilidades que vuelva a repetirse. No tiene que volver a repetirse». Asimismo, Luchilo afirmó que van a investigar las causas y «ver las responsabilidades de las generadoras, de las empresas de transporte, y eventualmente aplicar sanciones».