El presidente Alberto Fernández dio a conocer las primeras medidas destinadas a recomponer ingresos y reactivar la recaudación, el consumo y la producción. Entre esas, se pueden mencionar un bono de 5 mil pesos a los jubilados que perciben la mínima, un congelamiento de las tarifas de los servicios públicos por 6 meses y un incremento del 30% en el valor de dólar para compras en dicha moneda.

El primer anuncio fue el de los jubilados que cobren la mínima, que recibirán un bono de 5.000 pesos en diciembre y otro en enero. Estos ingresos extras se harán a la vez que se suspende la fórmula de aumentos automáticos. Hasta que se conforme una comisión con participación del Ejecutivo, Legislativo y la Administración Nacional de Seguridad Social (Anses), los aumentos serán por decreto y montos fijos. En diciembre también recibirán una suma extra de 2 mil pesos los beneficiarios de la Asignación Universal por Hijo (AUH).

Tarifas

Los servicios públicos y sus incrementos de tarifas en los últimos 4 años fueron objeto de constantes cuestionamientos por la entonces oposición. En ese sentido, el Presidente sostuvo que «no se van a aumentar y vamos a terminar con la dolarización. Hasta el 30 de junio nos vamos a dar tiempo para redeterminar el sentido de las tarifas. A nuestro juicio, deben servir al modelo productivo. Este sistema les sirve a los que producen energía, pero no al resto de la Argentina. No tengo interés en discutir lo que han ganado las empresas, ahora necesito que ayuden».

Emergencia Alimentaria

Otro anuncio que hizo Fernández fue el del Plan Alimentar que comenzó este martes en la ciudad entrerriana de Concordia, «que es la ciudad que más pobreza tiene», precisó el mandatario. «A toda mujer que tiene un embarazo de tres meses o tiene hijos de hasta seis años, vamos a darle 4.000 pesos mensuales si tiene un hijo y 6.000 si tiene dos hijos o más», explicó.
Concordia «va a movilizar 35 millones de pesos en consumos de alimentos nuevos. Es una gran movilización para una economía como la de Concordia y se va a ir extendiendo por todo el país», remarcó.

Pymes

Sobre este tema, el Presidente señaló que «están en una situación muy crítica. Uno de los mayores problemas que tienen es que se han endeudado con el Estado. Han dejado de pagar impuestos y aportes. Proponemos una muy amplia moratoria para regularizar su situación. Tiene intereses muy bajos y les otorga seis meses de gracia; tienen seis meses para empezar a pagar».

Impuestos

El mandatario adelantó que «Bienes Personales va a volver a tener la alícuota de 2015 y se duplicará para quienes los tengan en el exterior», y se explayó sobre las modificas en las retenciones: «Son las que dejó el gobierno anterior. Lo único que hicimos son actualizarlas. La gente del campo es importante. Siempre que uno toma este tipo de decisiones, se enojan, pero la verdad es que el sentido es tratar de poner en orden el desorden que hay en Argentina». «Nosotros vamos a tomar las decisiones en conjunto, no la vamos a imponer. La gente del campo es muy importante y tiene que estar integrada a esa mesa. Cuando se toman estas decisiones siempre se enojan», agregó.

Finalmente, justificó el impuesto del 30% para las compras en moneda extranjera en el hecho de que «Argentina se quedó sin dólares». «Hoy, se pueden comprar 100 dólares por mes porque lo dispuso Macri. Así quedaron las arcas del Banco Central. Entran si producimos y exportamos. Si, además, los pocos que tenemos se nos van en paseo de los argentinos estamos en un problema enorme porque los necesitamos para comprar insumos y producir», indicó Alberto Fernández.

Deja una respuesta