Por una decisión dividida y que se definió por un voto, el Tribunal Supremo de Brasil votó en contra de la prisión en segunda instancia por la que el expresidente brasileño, Luiz Inácio “Lula” da Silva, permanecía en la cárcel.

El fallo, que fue de 6 votos contra 5, resolvió contrariamente a lo dictaminado por el tribunal que condenó a Lula a prisión y dejó de lado la jurisprudencia de 2016 que posibilitaba que fueran a la cárcel los condenados en segunda instancia, aunque faltaren apelaciones a dos instancias judiciales superiores.

La votación había quedado empatada 5 a 5, con lo cual la responsabilidad del desempate quedó en manos del presidente del tribunal, José Antonio Dias Toffoli, que se decidió por la resolución señalada.

La defensa del líder gremialista y del Partido dos Trabalhadores emitió un comunicado anticipando que pedirán rápidamente la excarcelación de Lula, quien hace 579 días que está en prisión. Además, con esta decisión, miles de otros presos en la misma situación podrían ser liberados.

“Después de hablar con Lula el viernes, presentaremos al tribunal de ejecución una solicitud para su liberación inmediata basada en el resultado de esta sentencia STF, y reiteramos la solicitud de que la Corte Suprema decida sobre el hábeas corpus que objeta la declaración de invalidez de todo el proceso que llevó a su arresto debido a la sospecha del exjuez Sergio Moro y los fiscales de Lava Jato, entre otras innumerables ilegalidades”, expresaron en el comunicado los defensores de Lula, Cristiano Zanin Martins y Valeska Martins. Además, sostuvieron que “no cometió ningún delito y es víctima de una persecución política”. La misiva fue difundida por las redes sociales y publicada en el sitio oficial del exmandatario.

De acuerdo con lo resuelto por la Corte, la pena de prisión solo podrá hacerse efectiva cuando culmine todo el proceso de apelaciones que, en el caso de Lula, en la cárcel desde abril del año pasado y condenado a ocho años, aún contempla un último recurso ya presentado y aún no juzgado por el propio máximo tribunal.

A través de su cuenta de Twitter, el electo presidente argentino Alberto Fernández manifestó: “El Supremo Tribunal Federal de Brasil ha decidido que las condenas a prisión solo son ejecutables una vez que hayan quedado firmes. Es lo mismo que venimos reclamando en Argentina desde hace años. ¡Valió la pena la demanda de tantos! ¡#LulaLivreAmanhã!”.

puntocero 2019

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.