Tuve la posibilidad de hablar con los organizadores del Green Film Fest y conocer cómo se concibió la idea de crear este festival. Meinformaron que la idea era traer cine ambiental de calidad al país, ya que se trataba de contenidos que no llegaban de otra manera y están convencidos de que el cine es una poderosa herramienta para generar conciencia ambiental. Además, creen que la problemática ambiental es un tema urgente que debe abordarse también desde la cultura, sabiendo que esta es un vehículo fundamental para transmitir información y valores.
Para realizar el primer encuentro expresaron que realmente les costó bastante arrancar. En ese momento no se hablaba tanto del tema y era complicado sensibilizar a las empresas para que los acompañaran. Sin embargo, y por suerte, la primera edición superó las expectativas, tanto en audiencia como en repercusión de prensa. Pero, sobre todas las cosas, la mayor satisfacción de los organizadores fue verificar que había público interesado en estas películas, con ganas de informarse y de tomar conciencia.
Actualmente se realiza la 4° edición del festival, del 15 al 21 de agosto en Cinemark Palermo. Ahora intentan priorizar la programación y asegurarse de traer películas que, además de informativas, sean entretenidas e interesantes y, por sobre todo, originales. Procuran rodearse de sponsors coherentes que compartan los valores que se transmiten y también de otras instituciones o empresas que trabajan por el medio ambiente. De esta forma pueden ayudar a difundir sus actividades y realizar un trabajo colaborativo. Además, este año sumaron como novedad la revista Conecta, con artículos sobre las temáticas que se abordan en los films y con información local. Es una buena manera de relacionar al público con todas las organizaciones que trabajan por el medio ambiente en el país.
En lo que respecta al criterio utilizado en la selección de los films, priorizan ante todo la calidad e intentan que la programación abarque la mayor cantidad de temas ambientales posibles y muestren diferentes puntos de vista. Al mismo tiempo, se procura traer material de varios países, aunque Estados Unidos es el primer productor de films ambientales. Por último, en todas las cintas (son en su mayoría documentales) intentan encontrar alguna ficción y/o un film de animación para ampliar la oferta.
Adicionalmente a exhibir películas, nos enteramos que a menudo invitan organizaciones no gubernamentales (ONG) y fundaciones para exponer antes o después de algunos de los films. De esta manera, informan a los espectadores sobre el trabajo que hacen localmente las organizaciones, siempre vinculado al tema tratado en la proyección cinematográfica. Esto es un servicio que se brinda al público y, al mismo tiempo, es una gran oportunidad para que las ONG se den a conocer. Los organizadores del festival creen que ya son un referente en la temática y que nuclean a la gran mayoría de las agrupaciones y empresas verdes más importantes. Por lo tanto, en las charlas se dan dinámicas de muy alto valor que pueden llegar a interesar a aquellos que se encuentren en el sector ambiental.
A partir de 2011 lanzaron “Semillero Green Film Fest” con el objetivo de fomentar la producción nacional independiente de cine ambiental. Encontraban pocas alternativas de contenidos locales de este tipo y buscaban  incentivar a los nuevos realizadores a comprometerse con la temática ambiental. Los jurados suelen sorprenderse del buen nivel de las producciones que reciben, así como de los mensajes valiosos que transmiten. Apuestan a que el semillero va a continuar creciendo exponencialmente en los próximos años y esperan poder agregar categorías para que participen también niños en próximas ediciones.
Al finalizar la entrevista contaron que, para continuar con el objetivo de generar conciencia ambiental, esperan aumentar aún más la convocatoria el corriente año y ampliar el público cada vez más hacia sectores de la sociedad que aún no están familiarizados con la temática. A largo plazo creen, fehacientemente, que el festival va a ser más masivo y se volverá un evento que convoque a toda la familia.
Para no perdérselo, del 15 al 21 de agosto en Cinemark Palermo, en la Ciudad de Buenos Aires.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.