En el programa Noches Vernäculas hablamos sobre la fobia social y dimos algunas herramientas para superarla y vivir con plenitud.
Los primeros síntomas suelen comenzar en la adolescencia (entre los 14 y 16 años), cuando la identidad se está forjando. Algunos jóvenes temen una crítica negativa de su aspecto, opiniones y acciones. Esto provoca ansiedad y hace que eviten ciertos encuentros sociales.
Algunos de los síntomas de la fobia social son la disminución del rendimiento académico; tristeza; rechazo a actividades como salir con amigos o grupales; temor a dar discursos, beber o comer delante de otros; relacionarse con personas con autoridad; ir a reuniones laborales; y hasta usar transportes públicos.
La persona que sufre esta fobia experimenta ansiedad previa a que ocurran los hechos que teme y, por lo tanto, sienten un alto nivel de nerviosismo. Para superarla es importante la ayuda de un tratamiento psicológico y, a su vez, podemos modificar determinadas actitudes para que sea posible. Por ejemplo: dejar la autocrítica de lado, afrontar de a poco las situaciones que generan tensión y actuar como si no fuera una persona tímida, hasta naturalizar esta nueva postura y animarse a mucho más. Te invitamos a escuchar el audio completo sobre este tema.

Audio completo de la nota