Mediante una animación en su página oficial, la Administración Nacional de la Aeronáutica y el Espacio (NASA) muestra la distancia entre Apophis y la Tierra en el momento de la aproximación del asteroide para el año 2029. Se observa, de manera dinámica, los distintos movimientos del fenómeno que emociona a científicos y aficionados.

¿Cómo es el asteroide?

Según el informe de los científicos, el 13 de abril de ese año una bola de luz cada vez más brillante atravesará el cielo y viajará más rápida que muchos satélites y más luminosa que las estrellas. Pero no será «un pájaro ni un avión»: será un asteroide cercano a la Tierra de 340 metros de ancho llamado 99942 Apophis, que pasará sin peligro sobre nuestro planeta a unos 31.000 kilómetros de la superficie, aproximadamente. Eso es la distancia que orbitan algunas de nuestras naves espaciales sobre la Tierra.

¿Cuándo se descubrió?

El equipo de astrónomos en el Observatorio Nacional de Kitt Peak descubrió Apophis en junio de 2004. Y causó un gran revuelo: los cálculos orbitales iniciales revelaron que el asteroide tenía una probabilidad del 2,7% de impactar la Tierra en 2029. Afortunadamente, las observaciones adicionales descartaron completamente esa posibilidad.

¿Cómo se podrá observar?

Según los científicos, el asteroide que parece un punto de luz en forma de estrella en movimiento, primero será visible a simple vista en el cielo nocturno sobre el hemisferio sur y volará sobre la Tierra desde la costa este hasta la costa oeste de Australia. Será a media mañana en la costa este de los Estados Unidos cuando Apophis esté por encima de Australia. Luego cruzará el Océano Índico y por la tarde el este de los Estados Unidos. Habrá cruzado el Ecuador, todavía moviéndose hacia el oeste, por encima de África. En la aproximación más cercana, justo antes de las 6 pm EDT, Apophis estará sobre el Océano Atlántico y se moverá tan rápido que cruzará esas aguas en solo una hora. Una hora después el asteroide habrá cruzado los Estados Unidos.

Oportunidad científica

Esta semana, en la Conferencia de Defensa Planetaria 2019 en College Park, Maryland, los científicos se reúnen para discutir los planes de observación y las oportunidades científicas para el evento que aún se encuentra a 10 años de distancia. Durante una sesión el 30 de abril, los asistentes a la jornada discutirán desde cómo observar el evento hasta misiones hipotéticas que podrían enviar al asteroide.