Una de las peores costumbres que tenemos como sociedad a la hora de alimentarnos es la de utilizar más cantidad de sal de la que necesita nuestro organismo.

Además, cuando se trata de cuestiones relacionadas con la salud, como puede ser la hipertensión o dietas estrictas, el consumo de sodio en exceso atenta contra nuestro cuerpo. Por eso, y porque según estudios más de tres cuartos de las personas que comienzan una dieta no la finalizan, investigadores del Laboratorio Rekimoto de la Universidad de Tokio desarrollaron un tenedor eléctrico que genera pequeñas descargas en la lengua para estimular la lengua y simular el sabor salado y también el amargo.

Esta original iniciativa está basada en simplemente engañar al sentido del gusto a través de los impulsos eléctricos emitidos por el tenedor, que cuenta con una batería recargable y un botón que, al pulsarse, emite las descargas que se ponen en contacto con la lengua. Como cada persona tiene diferentes percepciones de sus gustos adquiridos (dependen de la edad y de sus hábitos alimenticios), el prototipo tiene 3 niveles distintos de corriente.

Por otra parte, la desventaja de este nuevo utensilio es que si se incrementa mucho el nivel de electricidad, la lengua puede percibir sabores metálicos del tenedor. “Cuando aumenté el nivel actual mediante un interruptor giratorio en la parte posterior del tenedor, un sabor metálico comenzó a ser más fuerte que el sabor salado”, comentó la periodista de Nikkei Technology que testeó el producto.

Aún no se encuentra a la venta porque es necesario refinar algunos detalles técnicos, pero estimaron que, de salir al mercado a la brevedad, el valor del tenedor eléctrico no superaría los 18 dólares. El precio no es para nada “salado”, si de salud se trata.

puntocero 2019

La comunicación es un derecho humano. Todos los contenidos y opiniones publicados en el sitio puntocero.me quedan bajo la exclusiva responsabilidad de su autor. El medio respalda la libertad de brindar información, emitir opiniones y comentarios aunque puedan no representar el pensamiento ni ideología del mismo.